martes, 25 de marzo de 2008

El Kacerolazo

El conflicto con el campo me tenía realmente confundido. Estaba muy desinformado y aunque de pequeño pasé varios veranos en zonas rurales, no entiendo nada acerca de lo que conocemos como "el campo".
Comencé a ver noticieros y vi que muchos de los que realizaban cortes de ruta decían que las retenciones del 40% destruyen al pequeño productor que posee menor cantidad de hectáreas. Eso me hizo inclinar un poco la balanza en favor a la protesta del agro. Pero el sábado a la noche me puse a comentar lo sucedido con mi suegro, que me explicó claramente: "estos del agro son unos hijos de puta, oligarcas, egoístas... son la ruina del país. Mirá, cuando estaba Menem que no les aplicaba retenciones, la sociedad rural lo aplaudía. A Alfonsín, lo silbaron. Y Kirchner ni fue". Sonaba convincente.
Más tarde, veo por la tele a los grupos de derechos humanos haciéndole un escrache al hijo de puta de Martinez de Hoz en el edificio Kavanagh. Decían las agrupaciones organizadoras: "apoyar al campo es apoyar a la política neoliberal de la triple A y el proceso, la política económica más terrible que impuso Martinez de Hoz". Entre mi suegro y los de derechos humanos, incliné la balanza en contra del campo.
Continuó el conflicto y para empeorar la situación Kristina salió a dar uno de sus insoportables discursos donde hizo gala de toda su soberbia. Uno de los discursos menos inteligentes de la historia argentina...quizás tan bochornoso y poco acertado como Herminio Iglesias quemando el cajón. Y tras la prepotencia y la soberbia del discurso de Cristina, mientras caminaba por Barrio Norte, comencé a escuchar las cacerolas. Llamé por teléfono a gente de Almagro y Villa Crespo, pero en esas zonas nadie se había adherido al cacerolazo.
Fue entonces que tuve un panorama más claro de la situación. Y recordé que los barrios que cacerolearon esta noche del 25 de marzo, Recoleta, Barrio Norte y Belgrano, sólo protestaron cuando les impusieron restricciones bancarias (el corralito). Una vez que tuvieron su guita y ya nadie les tocó el culo, se les acabó la militancia. Pero ahora que no pueden comprar carne ni vacacionar por las rutas del país sin sufrir los cortes , tuvieron un rebrote de militancia. Por otra parte, resulta extraño que los barrios populares no se hayan adherido al cacerolazo, seguramente tan disconformes con la situación como todos, pero dando muestras de una actitud más precavida e inteligente en lo que respecta a la alianza cacerolistica con los barrios más ostentosos.
Por el momento, sólo entendí que las opiniones frente al conflicto campo-gobierno toman un tinte clasista.
Pero a mi parecer lo que es más grave es la falta de negociación y solución del gobierno K.
La solución morcipolitana: crear un sistema que permita distinguir entre pequeños y grandes productores agropecuarios. Cuanto más grande es el productor, más rentenciones se le aplican y así evitamos favorecer a los monopolios y grandes inversores extranjeros. Claro que a Cristina y Nestor no les da ni la cabeza ni las buenas intenciones para buscar una solución como la que propone Chango Glamour.
Y por último, lo más sano, es que mediante el cacerolazo, venga de quien venga, se establece una forma casi instantánea de expresar disconformismo ante un discurso o medida del gobierno.
Salud!
Chango Glamour



La Foto: Egresadas del colegio católico "Adoratrices de la milanesa de soja"sacan a relucir su casi virginal bateria de cocina Essen.

Actualización:
Más tarde supe que el impresentable Luis D Elia y sus muchachos piKeteros concurrieron a Plaza de Mayo para amedrentar a los caceroleros fashion. Patética represión oficialista.
Concluyo: si no empezamos por el respeto a manifestar... ¿cómo va a terminar esto?


2 comentarios:

Grace® dijo...

Honestamente estuvo muy bueno el desarrollo Chango. Disiento en algún punto, no creo que haya sido una marcha elitista de algunos barrios recoletos, lo que sí creo que hay mucha gente que por cuestiones sociales y económicas no está al tanto de la situación, lo sufre directamente en un supermercado pero hasta que eso llegue no hay manifestación porque simplemente desconocen el caos político previo a una recontraremarcada de precios.
Luego, el campo ha quedado con el viejo concepto de hacendados millonarios. Eso ya pasó, sí hay unos cuantos que lo hacen pero son pocos, hoy día el campo está compuesto por unas 400 mil PYMES, a las cuales ese 40% podría llegar a destruir.
El discurso de Cristina que no escuché en su totalidad pero sí, lo más cuestionable realmente fue vergonzoso. Un presidente no puede usar como armas en defensa de su gobierno la modalidad despectiva porque quiera o no, todos somos parte del país, adeptos ó no, tiene que gobernar para todos y no puede dirigirse a nadie con la soberbia que lo hizo ayer.
Así están las cosas, más de lo mismo, cambia el escenario, la lucha intestina continua...veremos hasta donde se estira la soga.
Ché...si la hice larga avisame Changuito jaja.

Chango Glamour dijo...

Gracias, Grace. Tu comentario me parece muy acertado y para nada extenso. El tema tiene tantas aristas que ninguno de nosotros podría abarcarlo en su totalidad sin escribir páginas y páginas.
Espero que llegue pronto la solución y claro, siguiendo mi línea de pensamioento, con medidas que contemplen el beneficio de los menos favorecidos.
Veremos qué pasará esta noche...